Patrimonio de Ramales de la Victoria

Casa Consistorial
Situada en la calle Barón de Adzaneta, en su origen fue Juzgado, construido a principios del siglo XX como conmemoración de la victoria liberal en la batalla de Ramales en 1839. Llama la atención por su monumentalidad y estilo clasicista romántico.
Palacio de Revillagigedo
Ubicado en la calle Barón de Adzaneta, se trata de un palacio blasonado construido en el siglo XVIII y muy restaurado en la actualidad debido a los desperfectos de la guerra carlista. Tiene un carácter monumental y está incluido en el Inventario General del Patrimonio Cultural de Cantabria desde el año 2001. Distribuido en cuatro plantas y dos torres laterales, en el frontal de las torres presenta escudos con las armas de Güemes y Horcasitas, ya que el palacio fue residencia de don Juan Francisco de Güemes y Horcasitas, nacido en 1681, virrey de la Nueva España desde 1746 y primer conde de Revillagigedo.
Biblioteca Juan de Zorrilla San Martín
Se encuentra en la calle Barón de Adzaneta, este edificio fue construido después de 1880 y se debe a los hermanos Orense, uno de los cuales, José María fue uno de los políticos liberales más destacados del siglo XIX español. Actualmente rehabilitada para su uso como un Centro Cultural.
Iglesia Parroquial de San Pedro
Ubicada en la plaza de los Duques de Victoria, data del siglo XVII. Ha sufrido grandes reformas que la alejan de su fisonomía original, ya que antiguamente había una iglesia románica. Se trata de una iglesia con planta con planta de cruz latina y nave de dos tramos; en el lado de Evangelio encontramos la capilla de Juan Ruiz Saravia datada en 1720 y cubierta por una bóveda de crucería de nueve claves en las que se manifiestan cruces de Calatrava por ser nuestro personaje Caballero de esta Orden y decorada con un retablo neogótico. Destacamos también el retablo mayor cuyo estilo es churrigueresco de 1727 realizado por Bernardo de Lombera y Francisco de Alvarado, dedicado al apóstol. Lo más antiguo de la iglesia son los pilares y el arco de medio punto que separa el crucero de la nave -y- se remontan al siglo XVI aunque el resto de la iglesia fue construido a partir de 1610, con pilares toscanos -y- bóvedas de crucería de cinco claves. En 1863 se declara el estado ruinoso del edificio y, tras la Guerra Civil, se acomete una importante obra del exterior del edificio estableciendo una estructura clasicista con alguna concesión decorativa cuyo estilo es barroco.
Iglesia San Emeterio y San Celedonio
Esta iglesia se encuentra en Gibaja. Consta de una nave dividida en dos tramos, se comenzó a construir a primeros del siglo XVI, se reconstruyó en el siglo XVII y recientemente ha sido reformada, con lo que se ha alterado su estructura original.
Ermita de San Juan
Esta pequeña ermita se encuentra en el barrio de Riancho (Gibaja). Se trata de una obra gótica de finales del siglo XV, con una sola nave y tres tramos.
Iglesia de Nuestra Señora de Guardamino
Esta iglesia, ubicada en el barrio de Guardamino, está profundamente relacionada con la historia de Ramales de la Victoria, ya que fue aquí donde el general liberal Espartero derrotó al ejército carlista del general Maroto, en la famosa batalla que tuvo lugar en Guardamino en la primavera de 1839 durante la primera guerra carlista. Las condiciones actuales del edificio provienen de la reforma realizada en 1640 bajo el mando de Andrés de Landeral, para realizar la obra de una bóveda, paredes, espadaña y otros elementos de la iglesia, aunque se considera que la capilla mayor estaba construida con anterioridad, en el siglo XIV y lo anterior se añadió. El retablo mayor es obra del XIX de corte neoclásico y acoge imágenes del siglo XIV y del XVI.

No se admiten más comentarios